Con traje anti COVID-19, lasallistas ganan concurso internacional de emprendimiento social

Luego de una ardua competencia de casi tres meses ante las mejores universidades de todo el mundo, el proyecto MEDU de las lasallistas Tamara Chayo Romo y Alix Pérez Saavedra, se coronó como ganador del TrepCamp 2020. Este es un concurso organizado desde Estados Unidos donde se reconoce a las mejores iniciativas con un enfoque social e innovador.

MEDU resultó ganador por su enfoque único, el cual reduce el gran problema de generación de basura a partir de los desechos del personal médico, el cual se incrementó durante la pandemia por COVID-19. Todo esto sin dejar de lado la protección a los profesionales de la salud.

¿En qué consiste el proyecto MEDU?

Los equipos de protección personal que ofrece MEDU son desde escafandras hasta trajes quirúrgicos completos, los cuales se elaboran con una tela que impide la entrada o salida de virus o bacterias. Esta tela además resiste hasta 50 lavadas, sin perder su eficacia de aislamiento.

Después de realizar las primeras pruebas, el uso de este traje fue certificado por la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (COFEPRIS) en México; de esta manera ya se hizo la entrega de los primeros productos a hospitales que atienden la pandemia, dando un nuevo enfoque a la iniciativa de emprendimiento social.

MEDU no solo se dedica a la creación de trajes de protección, sino que creó un desinfectante que reacciona a la composición molecular de las prendas para optimizar su desinfección. Aunado a esto, quienes adquieran el traje pueden monitorear su estado a través de una aplicación; esto cataloga al traje como una prenda inteligente

Durante el TrepCamp, Tamara y Alix, de la Facultad de Ciencias Químicas y de la Facultad Mexicana de Arquitectura, Diseño y Comunicación respectivamente, se unieron a Natalia Orozco, de la Universidad Panamericana; Ana Fernanda Villareal, del Tecnológico de Monterrey; y Andrés Villalon, de la Universidad de Playa Ancha en Chile.

Tras realizar su presentación final ante los jueces el pasado viernes 30 de octubre, el jurado eligió este proyecto como el ganador por su aporte innovador y que atiende a una de las problemáticas inmediatas.

En palabras de Alix, este proyecto busca un gran cambio pues “la pandemia tuvo consecuencias en el medio ambiente y hay que destacarlo. El dato que tiene la OMS son 336 millones de toneladas de desechos médicos, nada más. Los cubrebocas son los nuevos popotes que se van al mar generando mucha más contaminación”.

Para realizar este proyecto, Tamara resalta que definitivamente influyó su formación en la Universidad La Salle, debido a que “no te quedas con excelencia académica. No solo se queda en el aprendizaje académico sino te hace consciente. Me considero parte del emprendimiento social porque quiero generar un impacto positivo en el mundo; no solo quedarme con la parte económica sino enfocarme en la sustentabilidad. La Universidad marca una pauta para que eso suceda”.

 

¡Conoce nuestra oferta educativa! https://bit.ly/32FSq4K

Read Previous

La Universidad la Salle promueve de forma internacional y de manera virtual su oferta educativa en la próxima Edición de la ExpoEduVirtual Internacional Mexico 2020

Read Next

Diseño de Productos: una carrera para innovar